lunes, 31 de octubre de 2011

Ser español, es ser de derechas.

Tal ha sido la afirmación que hoy, un conocido, me ha hecho mientras comíamos ensu casa. La verdad que tengo la costumbre de hablar sobre política o españolidad sólo con personas que sepan que van a responder al tema de manera constructiva. Para ello tiras el anzuelo, sueltas sedal y haces algún comentario al respecto. Finalmente y dependiendo de cómo te responda, del gesto que te muestre, sabrás si puedes decir unas cosas u otras. Es lo que pasa en éste país, nunca se sabe si tu amigo de toda la vida va a dejar de serlo por una apreciación un tanto desafortunada sobre un tema que levanta pullas: España.

España cómo concepto discutido y discutible.

Tal parece ser el hecho evidente que gira en torno a nuestro país y así lo he reflexionado tra la aseveración de mi amigo. Ante tal opinión no he tenido por menos que sonreir y preguntarle que que era él. Sino era español es que era de otro lado. No ha sabido responderme. Simplemente el no es de derechas y cómo tal no es español. Así de simple. Cómo no me quedara yo conforme ha concluido que sí, que él es español. Paro el no lo va diciendo por ahí. Porque todo el que va diciendo que es español, suele ser de la cuerda diestra. Acabáramos. En una charla de café y buñuelos he corroborado lo que ya hace tiempo que sospechaba. Que ser patriota no casa con ser de izquierdas, por lo que todo elque se diga de izquierdas y a la vez dice que es esapñol o una de dos. Te miente o tiene un cacao que no puede con él.

Es lo mismo que el que dice ser republicano en España y amar a su país. Para mi se me hace muy dificil pensar que un sistema político que suprime la monarquía pueda ser compatible con amar a España. Sin perjuicio de que yo sea monárquico o no, un país cómo el nuestro se debe a sus reyes. Ha existido por sus reyes y es un país que, bajo la dirección de la Corona hispánica encontró su destino, forjó su grandeza y se hundió en el ostracismo, todo con un monarca al frente. En cambio, nuestros sistemas republicanos no han hecho nada por el país. Llenar de pájaros la cabeza de los que se creyeron libres en un sistema donde las revoluciones, el desorden, la deslealtad territoriar y los asesinatos camparon a sus anchas y poco más.

España cómo hogar de los españoles.

Es por ello que ante la aseveración de mi amigo no he podido por menos que pensar en todos aquellos que durmieron es sueño eterno tras haber defendido un concepto de España que varía diametralmente de lo que el país es hoy en día. Me he sentido un poco defraudado al pensar en la situación actual y compararla con la de hace menos de dos siglos. De igual modo he pensado que si yo me siento español, es que soy de derechas y si lo soy, efectivamente, mi amor por España, cómo el de todos los que la aman, estará siempre vinculada a una tendencia que estará diametralmente enfrentada a los que viven aquí, son españoles de nacionalidad, pero no de sentimiento. En sintesís, de todos los que no son de derechas.

Queda pues demostrado que aquí el cainismo es una constante nacional. O eres de la diestra o no lo eres. Y si no lo eres puedes ser de la siniestra, nacionalista, anarquista o perroflauta. Lo que si es evidente es que, seas lo que seas estarás en mi contra. Cómo buen cainismo hispano eso traerá consigo que intentarás imponer tu ideología por encima del concepto de país y por ello tu único objetivo en la vida será alcanzar el poder y dirigir la destrucción del país. Y eso yo no lo puedo consentir. Si no te sientes español hay tienes la puerta. Te cojes una patera a remos y te vas a Marruecos, cuando te tires un año comiendole la orejilla a Mohamé me cuentas que tal te a ido y si no sientes unas ganas locas de ser español, emocionarte con la rojigualda o empalmarte con el himno.

Español, de España.

Concluyendo, España es un país, no diecisite, es una nación y dentro de él caben muchas conciencias, pensamientos o sensibilidades. Lo que si es evidente es que todos los que estamos aqui es porque somos españoles (no me refiero a los inmigrantes, sino a los nacidos aquí) y nuestra obligación es dar la cara por España. Puede gustarnos o no, pero cómo si cómo dice mi amigo, todo el que se vanagloria de ser español es de derechas, creo que a lo largo de la Historia hubo muchísimos fachas, fascistas y falangistas, casi tantos cómo picas, arcabuces y rodelas hicieron temblar al mundobajo la cruz de Borgoña. Amén.

Si deseas comunicarte conmigo, agregar algo a éste artículo, exponer tu opinión en privado o sugerirme temas sobre los que hablar no dudes en ponerte en contacto conmigo a través de churre_s_peinado@hotmail.com. Gracias.

19 comentarios:

Candela dijo...

Hay mucha gente dada a no nombrar nunca a España, dicen siempre "estepaís". Un amigo bloguero denomina jocosamente a los españoles como "estepaisoleños" en consonancia con esta especie de tara genética que impide a algunos decir España en voz alta.

Pero yo creo que hay un problema de educación muy grave en el fondo de todo este tema. La República es un sistema de gobierno, no es de izquierdas ni de derechas pero la izquierda se lo ha apropiado como suyo en un ejercicio patético de demagogia barata.

Se lo tendrían que hacer mirar..

C S Peinado dijo...

Cómo no puede ser de otro modo Candela, el patetismo se enraiza en éste país en ocasiones cómo el día que la Selección de Fútbol gana un título. En ese momento se va viendo cómo no es que no seamos españoles, es que necesitamos una razón para reafirmarnos en ello.

Obviamente, nuestro sistema educativo nos ha privado de conocer nuestra Historia, la de verdad, no ese periodo en el que se ha basado todo nuestro patético cine, la Guerra Civil, antes de la cual parece no haber existido nada y después de la cual sólo parece haber existido la represión.

Nuestro estado de buenismo, nuestro cainismo y nuestra estulticia debe ser superada por una conciencia nacional que haga que éste país retome el camino de la confianza en sí mismo, sino mal lo llevamos. Y para lograrlo tenemos que saber de donde venimos para ver hasta donde podemos llegar.

Viriato dijo...

En las escuelas británicas enseñan que su país es una potencia mundial, que ha poseído el mayor imperio nunca visto, dominando medio mundo, que no han sido nunca derrotados y sus calles y plazas portan nombres de sus millones de heroes.

En las escuelas de España me parece a mí que lo que enseñan es que España es un mojón de pato que siempre ha sido el último mono y siempre lo será, que ser español es malo y amar a tu patria (a menos que sea otra distinta a España) es de asesinos. Y sino, ¿dónde aprende la gente esas cosas?

Lobo Solitario dijo...

Ser español y de izquierdas es posible, claro que es posible.... Lo que no se puede ser en este pais es nacionalista periférico, republicano victimista y al tiempo pretender ser español.
España es un Estado formado por distintas etnias; el fracaso es precisamente no haber integrado a esas etnias, por grado o por fuerza en el engranaje del Estado. Muchos países lo son y tienen una diversidad racial, ideologica, cultural decenas de veces mayores que el nuestro: USA, Australia, Brasil, Chile... ¿Acaso no son países? El problema de España es que muchos imbéciles del culo confunden (interesadamente) ser de izquierdas con ser por ejemplo progresista catalán o vasco... ¡Eso es lo que no es posible!: Una cosa es ser de izquierdas, otra considerarte catalán y no español.
El fallo no está en si en la ideología socialista, comunista o social demócrata, el fallo está en que aquí si no eres republicano, periférico y de alguna manera antisistema eres "FACHA, CARCA Y RETROGRADO" da igual como pienses.... Y la prueba la tenemos en el cenutrio de Zapatero y Rosa Díez... ¿Quien de los dos es mas de izquierdas y sin embargo quien de los dos es más español (o se considera conmo tal)?

Lobo Solitario dijo...

Lo malo es que con esa interesada división de derechas e izquierdas: 1. A la derecha mas radical y caciquil (PNV y CIU)tendríamos que considerarles de izquierdas, según la doctrina "ZP", por ejemplo; pues son de los que discuten si España existe. 2. Por esa regla de res todos aquellos que aunque tengamos mas o menos una ideología socialdemocrata, socialista e incluso comunista, pero que nos consideramos ante todo españoles, no nos dejan ser otra cosa (Y VOTAR OTRA COSA( que derecha pura y dura...

C S Peinado dijo...

Viriato, los ingleses se inventaron la Leyenda Negra cómo elemento propagandístico en contra de España. Siglos antes de Goebbels, los británicos pusieron en práctica aquello de que una mentira repetida hastala saciedad se convertía en una verdad.

En conjunción con franceses y holandeses, los Ingleses consiguieron con las palabra lo que no consiguieron con las armas. Derrotaron a España echándonos encima una serie de acusaciones que duran hasta hoy y que nos convierten en una especie de seres salidos del inframundo que apenas hoy se empieza a corregir.

Los españoles teníamos la capacidad de aglutinar miles de culturas bajo nuestro empeño, de luchar hasta la muerte por nuestra bandera y dar un paso adelante aunque eso supusiera la muerte.

Algo que ningún otro imperio pudo hacer y que yo estoy dispuesto a defender con la misma palabra que los enemigos de España, entre los que incluyo a los que viven dentro de ella, usaron para intentar defenestrarla.

Zorrete dijo...

Mirar si pueden decir que son de izquierdas y nacionalistas periféricos, nosotros podemos decir que somo Españoles y de Manolo Escobar o lo que nos salga de los güevos. Por otra parte este es problema de los izquierdosos. ¿Si amo a mi patria soy de derechas?. Pues vale, entonces has perdido un cliente, jamas diré que soy de izquierdas, porque la izquierda quiere matar a mi Nación y yo con eso no trago tampoco. Ellos nos llaman fachas, que majos los hijos de Stalin de Lennin del Che. Puuuuff a tomar p'ol culo t'os ellos.
Saluditos.

C S Peinado dijo...

Lobo, yo sólo digo lo que mi amigo ha dicho y lo he visto coherente no con una conversación sin trascendencia sino con lo que es un arraigado sentimiento que sin embargo no tiene más de cien años.

La izquierda arraiga allí donde no queda esperanza, cómo adalid del progresismo, sin embargo en los Estados Unidos la izquierda, aún en los demócratas, no ha arraigado cómo en Europa, de ahí que sean la primera potencia mundial, no sujeta a esa Hez.

Por otro lado ser español y de izquierdas es posible. No lo niego. Pero habría que pensar en una izquierda muy específica, fuera de sectarismo y que no se arrogue el progresismo de una nación cómo España dedicándose a profanar sus principales fundamentos.

Eso, amigo, no lo hemos conocido aquí y dudo mucho que lleguemos a verlo porque la principal función de nuestra izquierda patria ha sido y es hacer caer el poder establecido para instaurar su propia ideología excluyente y dinamitadora de una sociedad queno comulgue con sus principios.

Tal y cómo ha sucedido en España desde el advenimiento de la izquierda cómo opción política.

C S Peinado dijo...

La izquierda Zorrete no es mala per se,sino por los que hacen bandera deuna ideología para sacar adelente sus propósitos personales. De ahí que sea la ideología mas canibal, pues es la que más muertos ha provocado y la que más dictaduras ha protagonizado.

La izquierda propugna la igualdad, pero siempre el que manda es más igual que los demás. Propugna que su principal interés es la defensa del Pueblo, pero luego lo utiliza vílmente para conseguir sus objetivos eliminando los elementos discordantes. Propugna que todo es de todos pero sólo los afectos al régimen obtendran las dádivas obtenidas de la explotación sistemática del pueblo. Y sino te gusta ya sabes, al gulag.

Triste pero cierto.

Lorenzo "el Retronauta" dijo...

Bueno, la gente tiene una empanada muy grande. Son los años de la LOGSE, el Felipismo y sus dobermans, las telebasura y descerebradas, y sobre todo, la poca capacidad de raciocínio del español medio.

Su amigo, en el fondo, se daba cuenta que decía tonterias, aunque para ellos eso es mejor que decir, ¡Soy español! Ya perdera la verguenza, sino la ha perdido ya con lo que nos ha dejado el "zapatillas"

C S Peinado dijo...

Lo malo Lorenzo es que verdaderamente no sabemos hasta donde está llegando éste país y creo que pasaran unos meses antes de que todo salga a la luz y muchísimos años hasta que el pueblo español lo entienda en su completa dimensión.

Por otro lado ahora viene un periodo de renacimiento en que veremos ajustes, tendremos que apretarnos el cinturon y no mrar para atras ni para coger impulso. Vienen tiempos difíciles que debemos asumir cómo parte de la recuperación.

Soldado Vikingo dijo...

A día de hoy, la diferencia entre izquierda y derecha es un mito nostálgico al que aún se le sigue sacando partido. Y más cuando, en el aspecto ideológico, surgieron alternativas como el fascismo (tercera vía) y el anarquismo.

En un mundo donde la democracia liberal es el único sistema imperante en nuestras sociedades occidentales, ya no tiene sentido hablar de izquierdas y de derechas. Más bien, habría que hablar de globalizadores y antiglobalizadores.

C S Peinado dijo...

A día de hoy Soldado Vikingo sólo cabe hablar de quien llega al poder y trabaja para levantar un país de manera honesta, eficaz y en pro del pueblo y de aquellos que, cada vez que lo hacen, aupados por todos los indigentes mentales del país hacen justamente lo contrario.

Habría que desempolvar el término "Traición" y aplicarla en masa, porque son muchos los vendepatrias que lucen el bastón de mando mientras los de abajo no podemos ni replicar.

Maribeluca dijo...

Tienes mucha razón, nosotros siempre hemos de ir con pies de plomo y excesivas cautelas como si ser de derechas fuera algo vergonzante, y ellos van pisando callos a los demás sin cuidado alguno muy ufanos a pesar de su terrorífico historial (es de presumir que muchos ni lo conocen) y se nutren de consignas tan simples como demagógicas.

Menos mal que gracias a Federico y después a los de Intereconomía eso está empezando a cambiar, porque si dependiera de los arriolos, aviados seguiríamos.

Un saludo, majo.

CASASREALESDESNUDAS dijo...

Me asusta que la derecha española se sienta avergonzada de serlo y que últimamente deje pasar por su lado la política nacional, que no reivindique como debiera nuestra identidad y con la misma fuerza con que la ¿izquierda burguesa? la omite y la soterra.
Gran parte de culpa de lo que sucede la tiene la derecha española, por no haberse cargado cuando tuvo ocasión de un plumazo esa LOGSE, diseñada para que el ciudadano sea un lerdo manipulable. Esperemos que esto cambie a partir de el 20 N, de lo contrario, aunque la economía pueda llegar a estabilizarse, nuestro sentido patriótico acabara por desmoronarse por completo.
Un saludo y feliz Día de todos los Santos.

C S Peinado dijo...

Maribeluca, no hay mal que cien años dure y el estigma de la dercha en España no podía ni debía ser eterno. Ahora se ha demostrado que lal isquierda no es la solución a los problemas de España sino más bien la causa de la gran parte de los mismos.

La siniestra se llena la boca de Bienestar, progreso e igualdad pero ignoran que todo eso no es primordial y cuesta muchísimo dinero que alguien tiene que aportar. Lo principal en un país es la cohesión, la fuerza, la capacidad de maniobra política, económica y social. Eso ellos no lo entienden.

Eso sí, son unos expertos en empobrecer al país con la izquierdan mientras acusan y ésto es lo peor, convencen, de que la responsable es la derecha.

C S Peinado dijo...

Casas Reales, tienes toda la razón, pero debes recordar la inviabilidad de un patriotismo fuerte en un país tan pesimista cómo España. Yo me eduqué en la LOGSE y sin embargo he peleado por conocer mis orígenes, por amar a España y defenderla en lo necesario.

No es problema de sistema educativo sino de manipulación maniquea de la juventud, a la que es mejor protegerla de sus padres para idiotizarla, hacerlos creer, con la ley del menor que son intocables y permitirles hacer los desmanes necesarios para crear una sociedad estúpida, iletrada y manipulable.

Eso es lo que verdaderamente me asusta.

Corriente Hispanista dijo...

Interesante anécdota, aunque no estamos de acuerdo en que el patriotismo español esté vinculado a la monarquía. Como bien dice Candela, la república no es de izquierdas ni de derechas. Se puede ser republicano, patriota y derechista. Por suerte, en España la estigmatización del patriotismo y de la ideología de derechas está empezando a remitir gracias al sectarismo del PSOE. El pacto del Tinell (cordón sanitario contra el PP pactado entre socialistas y separatistas) fue el máximo exponente de este fanatismo y el principio de la degradación de España. El PSOE cometió el error de aceptar el chantaje independentista en su obsesión de aislar y destruir a la derecha española, renegando así de su vocación como partido nacional. Un saludo desde nuestro blog.

C S Peinado dijo...

Corriente Hispanista, lo que yo me refiero es que la Historia de España, la grande, no la que nos cuentan hoy con la LOGSE (o lo que sea que haya hoy en día en los colegios), estuvo siempre vinculada a la Monarquía. De ahí que nuestro carácter nos impela a adoptar cómo arbitro ésta figura y que cualquier otra opción política nos aboque al hostiado sistemático.

Por otro lado, cada cual, dentro de la opción política con la que se identifique puede ser más o menos patriota en eso no voy a entrar. Simplemente quise mostrar lo paradójico que resulta que el autoproclamarse español sea óbice para que te llamen "facha" cómo cosa refleja.

Darle Caña a ésto: