jueves, 4 de octubre de 2012

La huída hacía el federalismo.

Foto de Internet. Marx los cría...
En éstos días en que la pela es la pela y nuestros politicastros en segundo grado pretenden serlo en primero, o lo que es lo mismo, el que manda en cada comunidad autónoma quisiera hacerlo ua en su estado federal, no cesan de aparecer en la prensa las estúpideces que, encordadas unas con otras, nos siguen dejando a los pies de los caballos de nuestros depredadores naturales en ésta época, eso tan abstracto y amenazador que son los mercados. No deja de ser curioso que precisamente, los que más tienen porque callar, sean los únicos que se siguen oyendo. En este caso Griñán, el presidente de Andalucía que nunca nadie ha votado para que ocupe ese cargo y el señor Mas, el fuera de la Ley que se pasea por Madrid con esa caradura que no deja de sorprender al español de bien ni deja de enardecer al nazimbécil de turno que ya se ve coronando la ascensión de ese calvario en que hemos puesto los españoles a Catalanes y Vascos y que terminará, previsiblemente, en un parón donde sus pretensiones se irán, cómo siempre, al guano.

De RuGal a Gañán.

Ando intentando en éstos últimos tiempo incidiendo más en las cosas buenas que tiene nuestro país, su potencial, su Historia, sus prohombres... Pero siempre termino hablando de sus proescombros. Escombros asquerosos de personas vacías que no contentas con llevarnos a un atolladero del que veremos si salimos, encima se permiten ahondar en estupideces que, de llevarse a cabo no sólo no persiguen sacar a España de la crisis y laborar en el bienestar de los españoles, sino dar los últimos pasos calculados y definitivos para lo que lelvan treinta y tantos años dando la brasa, su gran federación de estados cortijeros. Una substanciación total y absoluta de lo que es su gran utopía, una España Federal donde su cirtijo esté completamente blindado y nadie tenga que depender de nadie. Más o menos cómo la federación sucialista que nos permite dudar si el engendro de RuGalFaisán esigue siendo un partido o cientos de ellos que establecen relaciones cogidas con papel de fumar con el resto de las federaciones.

Nadie debe de haberle explicado al calvo que la República Federal no estuvo siquiera en la agenda de Azaña y que la proclamación de independencia de Cataluña de mil novecientos treinta y cuatro se hacía elevándose cómo Estado dentro del seno federal de un sistema que no había ni tan siquiera existido. Y no existió simplemente porque cualquiera con dos dedos de frente sabía que si en España la República de por sí es un sistema propicio para que nos demos de puñetazos a las primeras de cambio, poner paredes delimitando comunidades que, por otro lado, no han existido nunca en su gran mayoría (Andalucía no existió cómo la conocemos hoy en día hasta la reforma provincial de mil ochocientos treinta y tres, por lo que los jiennenses y granadinos seguimos preguntándonos que tenemos en común con sevillanos y gaditanos), era armar al pueblo con los argumentos necesarios para declarar una guerra civil cada cuarto de hora con cada uno de sus vecinos.

La desestabilización federal.

España, a éstas alturas no necesita que nadie la haga aún más pedazos. Ya está lo suficientemente rota y enfrentada cómo para encima embarcarse en lo primero que sale de las escasas neuronas de un más que amortizado partido sucialista. No contentos con soltar lo primero que les viene a la mente, suponiendo que alguno de los que se declaran sucialistas sepan que es eso, lo expanden cómo un bálsamo a lo que llevan más de tres décadas cargándose. Entre todas las voces se enerva la de Gañán, el presi de Andalucía, suficientemente bien flanqueado por el butanero mamporrero Valderas, declarando, sin ruborizarse y mostrando así su carencia de escrúpulo y su desvergüenza supina, que España, lo que necesita, para avanzar hacía la recuperación, es ahondar en un estado federal. Quiere las llaves del cortijo, no contentos con llevar haciendo lo que les venga en gana durante los últimos años, quieren la certificación de que Andalucía es suya y de nadie más.

Porque suponiendo que España lo que precisa es un Estado Federal para avanzar, ¿Qué hemos hecho durante todos éstos siglos? Que yo sepa, incluso con el franquismo, conseguimos ser una de las primeras potencias mundiales. Y todo sin estado federal, autonómico, taifal y cortijero. Desde luego, si lo que querían es tomarnos por imbéciles, a cada momento se superan, pues lo que necesita España es unión, no división, es más riqueza en lo privado y menos sistema público que absorva las cada vez más ingentes cantidades de dinero que el mastodóntico estado Español necesita para seguir funcionando a la imagen y semejanza de un gordo al borde del colapso coronario al que se le siguen suministrando generosas cantidades de hamburguesas. RuGalFaisán y Gañán saben que tienen todo el pescado vendido. Sueltan lo primero que se les ocurre en la sapiencia de que la respuesta será, inequívocamente, si tan claro lo veís ¿Por qué no lo aplicasteis antes de hundirnos en la basura?.

Federalizando a nuestros politicastros.

Mientras los dos Barbas siniestros soltaban su parida que de seguro alguién se habrá creido, Mas acudía a la reunión de presidentes muy formal y calladito. Nunca habría dicho nadie que hace unos días estaba dando la matraca y que sólo ayer se inventó el mantra sobre que España no usará las armas contra él (no contra el pueblo catalán, sino contra él), para convencerse de que está haciendo lo correcto, forzar para conseguir más pasta. Hoy ha venido a ver si su "presión autodeterminativa", pues le falta valor para llamarlo por su nombre, Independencia, ha servido de algo. No hay dinero y hay que seguir recortando. Se ha pillado los dedos pero bien y nos ha dejado claro una cosa. España está plagada de imbéciles que se autodenominan políticos y que si hubiera que ponerlos al lado de Churchill tendríamos simpaticos botones lamepelotas que se ocuparían, única y exclusivamente de ver cuanta propina les cae. ¿Estado Federal? Permitamen que me ría, España necesita la independencia total, sí, pero de todos esos gualtrapas politicastros.

Si deseas comunicarte conmigo, agregar algo a éste artículo, exponer tu opinión en privado o sugerirme temas sobre los que hablar no dudes en ponerte en contacto conmigo a través de churre_s_peinado@hotmail.com. Gracias.

9 comentarios:

mortalcontribuyente dijo...

Cuando advertimos que para producir necesitamos obtener autorización de quienes no producen nada; cuando comprobamos que el dinero fluye no hacia quienes trafican con bienes, sino con favores; cuando percibimos que muchos se hacen ricos por el soborno y la influencia política y no por el trabajo, y que las leyes no nos protegen contra ellos, sino que, por el contrario, son ellos quienes están protegidos contra nosotros cuando reparamos en que la corrupción es recompensada y la honradez es un auto sacrificio, entonces podremos afirmar, sin temor a equivocarnos, que nuestra sociedad está condenada”.

Anónimo dijo...

Hola

Lobo Solitario dijo...

EL hacer un Estado Federal en si mismo es una trampa de los nacionalismos: Una federación la hacen "estados soberanos"... Lo que significaría darles ese estatus a Cataluña Y Vasconia que jamás lo fueron ni por asomo.
La trampa es sencilla. Una vez federados ¿que les impide con cualquier pretexto salirse de la federación y seguir de pleno derecho en la CE? ¿Seguiría negándose esta?

Leona catalana dijo...

Esto me ha hecho desternillar de risa:

[a la imagen y semejanza de un gordo al borde del colapso coronario al que se le siguen suministrando generosas cantidades de hamburguesas.]

Triste pero cierto y no hay solución :(

En cuanto al pingüino, o sea, Mas, no te preocupes. Es tan tonto que no creo que salga elegido el 25-N. Si tal ocurre será porque sus votantes son tan inanes como él, lo cual... pues sí, lo son; qué le vamos a hacer si son masocas y les gusta el cuero y el látigo...

José Luis Valladares Fernández dijo...

RuGALcaba ya no sabe que hacer, ni que decir para que la gente le vea como un líder. Y el que no es, no es, ni aunque se vista de seda. Ya está muy visto.
Además es uno de los más responsables del desaguisado que tenemos, así que se calle o que se vaya a...
Con el federalismo, conservaríamos todo lo malo que tenemos y agregaríamos más cosas malas. La única solución, quitar las autonomías de una vez y se acabó la historia.

Saludos cordiales

C.S.Peinado dijo...

Mortalcontribuyente, las sociedades se condenan cuando se sumergen enla pasividad total y enla autocomplacencia del "podría haber sido peor". España siempre ha colgado a los traidores y sin temer al "que dirán" ha continuado su camino incesante hacía adelante. Eso terminó el día que nos vendieron la Democracia cómo panacea a todos los problemas siendo justamente lo contrario, la tapadera para un monumental fraude llamado al saqueo institucional del país.

C.S.Peinado dijo...

Lobo, los nazimbéciles no tienen más función en la vida que la de embaucar. Les encanta rebuscar los rescoldos de las leyes en las que poder anidar y hacer crecer su casta a fin de tumbar el orden establecido acometiendo un acoso y derribo orquestado desde dentro del sistema. Caer en la trampa del federalismo sería un error de principiantes. Parece ser que con cosas así Cebrián se ha hecho rico, pero la sociedad está ya tan requemada que dar pasos en falso en ese sentido va asalir de todo menos gratis.

C.S.Peinado dijo...

Leona, ojalá Mas no salga reelegido y en el momento de perder el aforamiento, una parejita de la guardia civil tenga la amabilidad de conducirlo alegremente a la Audiencia Nacional para responder de los delitos de traición, rebelión y sedición. Claro que eso sería soñar demasiado, Mariasno está tan cagado que se creerá que detenerlo será llamar a mil independentistas a las puertas de Génova yno hará nada cómo nos tiene patéticamente acostumbrados.

Una pena de Gobierno, ya lo dice el refrán. Dios da pan duro a quien no puede morder.

C.S.Peinado dijo...

José Luis, tienes muchísima razón. Desde luego si la democracia ha dado algún mal es la gran cantidad de personas mediocres cómo RuGalFaisán que se sigue presentando cómo algo fresco y nuevo cuando es justamente co-rresponsable de toda la porquería que tenemos encima.

Darle Caña a ésto: