domingo, 15 de enero de 2012

La decadencia del Sistema.

Nuestro país adolece de la podredumbre intelectual en que la Progresía nos ha ido instalando los últimos siete años. Con lumbreras cómo Pajín, Aido, Álvarez... no podríamos esperar más que un deterioro total de los ministerios de los que eran titulares. Caamaño en Justicia hizo lo propio, ayudando a la politización de un poder del Estado presuntamente independiente que dió cómo resultado inolvidables sentencias cómo la legalización de Bildu y postariormente Amaiur. RuGalcalva, por su lado, se ha empleado a fondo en conseguir que la Guardia Civil por un lado y la Policía Nacional por otro se vaya insertando en el campo de estiércol en que hoy andan metidas y empezando a salir tras el cese fulminante de todos los topos colocados en ella por el sucialismo. De ahí que cómo suele decirse, el gobierno en pleno de signo zETApaterista pensara siempre, en todo momento y circunstancia, con el culo, por lo cual todo, absolutamente todo, le ha salido hecho una MIERDA. De ahí precisamente que la sentencia del Caso Marta del Castillo a mi no me haya sorprendido.

Instrucción penosa.

De hecho si que me ha sorprendido en algo. Que a Carcaño le hayan caido, tras tres años de dimes y diretes la friolera de veinte años. La verdad es que la fiscalía había pedido cincuenta. Al final dudo mucho que cumpla más de diez. Por supuesto de los "presuntos" complices, ni pensar que pisen la cárcel y el "Cuco", en breve andara volando libremente por la calle. Supongo que en nada, todos estaran en la telemierda contando sus impresiones, recalaran en los programas que todos conocemos y contaran sus impresiones mientras el cadaver de la desdichada cría se sigue pudriendo en Díos sepa que lugar. Un fin digno de una tragicomedia griega que era de preveer desde que, desapareciendo la misma y comenzando la instrucción con las primeras detenciones, la investigación demostró que cuatro niñatos se bastaban para reirse por éste orden de la policía, los jueces y de la sociedad. Después de todo, nuestro sistema garantista con presunción de inocencia hace que nuestros entrañables delincuentes sean pobres muchachos candidatos a la reinserción.

Por contra, con la mediatización de los procesos judiciales, sómos marionetas que nos formamos opiniones antes incluso de que los procesos echen a andar. La Quinta Columna mediática hace estragos en una población atocinada cómo la española y vamos acusando sin cesar a gente que puede ser culpable o puede ser que no. Yo no digo que en éste proceso, el de Marta, los medios no hayan tenido más papel que el de los informadores. Si digo sin embargo que, en el momento en que la madre de "El Cuco", se fue a "La Noria" a rentabilizar el dolor de una familia a la que habían quitado una hija, se vio cuan bajo había caido la sociedad española y cuan bajo estaban cayendo nuestras sensacionalistas cadenas privadas. Esa en particular que tanto bombo le da ahora a las marcas comerciales que se van yendo a tomar por el orto mientras las marcas blancas hacen furor entre los consumidores. El sistema se demuestra así tan podridísimo que a la postre todos, sociedad, medios, gobierno y jueces, sómos culpables de que Carcaño esté, en unos años, en la calle.

Pobre Marta.

A Marta la mataron. Eso creemos, pues cómo el cadáver no ha salido por ningúna parte, debemos creer lo que dice Carcaño, que él la mató. Obviamente el muchacho lo mismo dice Digo que digo Diego, con lo que la versatilidad de sus afirmaciones varía lo mismo que el viento de poniente. Hoy se le está condenando por un hecho constatable sólo por el hecho de su autoinculpación y porque no hay cuerpo y mañana se le estará absolviendo porque argumentará que confesó bajo amenazas de la policía y que lo hizo por tanto forzado. As´ñi el muchacho, con sus compiches, podrá irse de botellón mientras se dejará un cuerpo desaparecido, una familia destrozada y una sociedad patidifusa de que sus impuestos vayan destinados a alimentar a seres que, durante su estancia en prisión estarán cotizando para cobrar el paro, sacándose una carrera o dos y viviendo a costa de sus crímenes de los que más tarde o temprano se zafaran. Ésto es lo que hemos obtenido por el buenismo, las garantías procesales demasiado bienistas, reitero y por supuesto por al incapacidad tácita de la polícia para conseguir una confesión contundente.

El caso Marta del Castillo es la evidencia de la podredumbre sistemática de nuestro País. Un paso más en nuestro fracaso cómo nación que se añade al fracaso autonómico, académico, económico, productivo y social. Mientras los futbolistas y los medios populistas de telemierda siguen haciendo su agosto gracias a una sociedad que ahora se llena la boca de indignación pero que ha creado miles de seres cómo Carcaño en sus innumerables versiones de canis, ninis, frikis e inútiles tecnológicos. Seres más preocupados en ganarse la vida tocándose los huevos vía Gran Hermano que en partirse la espalda trabajando cómo ya hicieran las generaciones que nos precedieran. Por lo pronto la instrucción ha sido penosa, nos ha costado a todos más de seiscientos mil euros y veremos si esos doscientos mil euros de indemnización que Carcaño debe pagar a la familia no sale de nuestros diezmandos bolsillos, de los que debemos ir pagando a éstos, a los otros, la deuda, sueldos de políticos infumables y tantas otras partidas que mantenemos únicamente nosotros.

Aplicarse el cuento.

España mantuvo siempre su poderío a través de la fuerza militar. El día que las fuerzas militares se convirtieron en meros vigilantes del imperio, el día que dejamos de ser subditos para convertirnos en ciudadanos a través de la Pepa, inaugurando el constitucionalismo, España comenzó un deterioro somero que llega hasta el día de hoy. La politicastrización de la judicatura, la imbecilidad de las Cortes admitiendo en su seno a los mismos enemigos de España muestra una degeneración total de una sociedad a la que la política se la bufa y está más por la labor de creer que España es una potencia mundial por derecho propio y por el único hecho de haber ganado el Mundial de Sudáfrica. El caso de Marta es uno más de los que vendrán después, ahora tenemos entre manos el caso de los niños de Córdoba, a los que la policía no podrá encontrar, pues el "presunto" culpable, Bretón, ya ha visto lo de Carcaño y sabe que, con paciencia y haciendo uso de las garantías procesales, no podrán sonsacarle nada que el no quiera sacar a la luz. Penoso pero cierto, cómo vamos cayendo por el pozo hasta darnos de bruces con el suelo de la desintegración total y absoluta.

Si deseas comunicarte conmigo, agregar algo a éste artículo, exponer tu opinión en privado o sugerirme temas sobre los que hablar no dudes en ponerte en contacto conmigo a través de churre_s_peinado@hotmail.com. Gracias.

24 comentarios:

Natalia Pastor dijo...

La clave de la sentencia de la Audiencia Provincial de Sevilla ha estado en la imposibilidad de encontrar el cuerpo de Marta y en que no existe una sola prueba que lo permita por EL DESASTRE DE INVESTIGACION POLICIAL que se ha efectuado..
El cúmulo de despropósitos de la investigación es grandioso: recordemos la demora que se produjo hasta que la Policía entró en el piso de la calle León XIII. Para entonces, el lugar de los hechos había sido limpiado con lejía por Carcaño, el cenicero no estaba, tampoco el cable con el que se pudo haber estrangulado a Marta…

Por cierto, que el caso de Jose Bretón y de los "niños de Córdoba" va por el mismo camino de despropósitos en cadena.

Y ahora que me acuerdo,sigue sin aclararse la desaparición de 154 kilogramos de cocaína y heroína de los calabozos de la Jefatura Superior de la Policía Nacional en Sevilla...

Zorrete Robert dijo...

Estamos apañados como se suele decir entre todos la mataron y ella sola se murió. Si quieres justicia en España ya sabes lo que as de hacer.
Saluditos.

Agustin dijo...

Lo siento yo no puedo ser benevolo con esta situacion,Pena de Muerte Ya.Y destitucion de juezes y policias que llevaron el caso.un saludo.

Lobo Solitario dijo...

Tu mismo lo has dicho: En nada estarán en "Sálvame" o similar llenándose los bolsillos; y esperemos que no terminen siendo una especie de "anti-héroes populares" para determinados sujetos.
La degradación moral de este país solo es comparable a su profunda ignorancia y frivolidad.

Muy acertado lo de "quinta columna mediática", con tu permiso te lo copio.

Candela dijo...

Al comentario de Lobo: Ya lo son, los heroes del Tuenti de muchos adolescentes, lo podeis comprobar cuando queráis.

Herep dijo...

La decadencia copa todos y cada uno de los estamentos del país, CS... y la Justicia no iba a quedar impoluta ante tanta miseria moral como estamos padeciendo.
Aunque, siguiendo el planteamiento de Natalia, lo que verdaderamente ha fallado en este caso es la labor de la Policia... tan fabulosa toda ella... que ha visto como cuatro niñatos se mofaban de tanta fanfarria y adulación hueca.

Malos tiempos para la lírica, amigo... malos tiempos.

Un abrazo, campeón.

Rafa Hernández dijo...

Si no pena de muerte para los criminales, plenos poderes para la Justicia y que se apliquen castigos más severos y condenas más largas. Saludos C S Peinado.

o canto da lúa dijo...

Me da, pena, vergüenza, asco... que estas cosas sucedan y que parece que entremos en un mundo de locos donde la vida de las personas parece carecer de importancia...
A veces, ya ni puedo ni quiero ver lo que se cuece en ciertos programas...
Un saludo.

C S Peinado dijo...

Natalia, todo ésto es el resultado de un Estado totlamente deficitario, no en recursos económicos sino en una estructura fiable, cubierta por personal preparado y controlado por funcionarios dedicados a esa labor.

El estado tal y cómo lo conocemos debe cambiar, debe depurarse, debe reconstruirse desde cero, sino caminamos hacía un abismo por el cual cada vez se absorven más recursos que no sólo no se dedican para engrasar una maquinaria eficaz sino que además se usa para poner palos en las ruedas.

Carilu dijo...

Muy buen post, la verdad que no esperaba nada distinto que el caso de Sandra palos que la mataron brutalmente y uno de ellos como cuando lo hizo tenia 14 años , ala , ya esta en la calle, asi aprendieron estos imbeciles que no se como no los metieron a todos juntos en una celda y dejaron que se mataran entre ellos hasta que dijeran donde esta el cuerpo de Marta.Y lo de Breton mas de la misma m.......porque el tipo ve como va la justicia y dijo .- bueno esta es la mia.Es de locos.

C S Peinado dijo...

Lo que hay que hacer, Zorrete es empezar a dar golpetazos sobre la mesa y decirles a esos señores que el pueblo español está harto de pagar inútiles que sólo sirven para salir en la tele diciendo que hay que respetar las decisiones judiciales aunque éstas sirvan para que se caguen en nuestra calavera.

C S Peinado dijo...

Algo así habra que proponer, pero en plan guillotina en la plaza pública y con gradas y palomitas para el pueblo, Agustín.

C S Peinado dijo...

Lobo y Candela, es evidente y es la evolución lógica de una situación que degenera por momentos. A mi me parece patético, pero el share manda y si la mierda vende, la mierda se cria con esmero. Y esa mierda vienen de los mejores caladeros españoles, degenerados, fracasados escolares, cantantes y modelos fallidos y todo un compedio de seres que crearan escuela para las generaciones futuras que no sólo no serán algo decente y preparado sino que terminaran por dar la puntilla al país de la pandereta.

C S Peinado dijo...

Y que lo digas Herep, es cómo las agencias de Rating, que equivocándose día sí, día tambien, siguen teniendo sus seguidores mientras los paises a los que califican se ven abocados inevitablemente al ostracismo.

España no tiene nada que envidiar, en éstos momentos al peor Chicago de los años de Al Capone.

Y lo que te rondaré, morena.

C S Peinado dijo...

No es sólo plenos poderes, Rafa, es un cambio radical en la judicatura y la policía. Hay que limpiar todo el estamento, desparasitarlo y despolitizarlo. Sólo cuando el poder judicial sea independiente e imparcial y los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado vuelvan a los estándares de calidad de hace unos años, situaciones cómo las Carcaño o Bretón, se podran solventar con garantías para la sociedad.

Hasta entonces...

E..P.. dijo...

Opino igual que Carilu (es mi mujer,jajaja).
Bueno el caso que está claro que la ley del menor hay que cambiarla.
Por otro lado dentro de hay buenos profesionales policiales no deja de hacerse chapuzas policiales quizas por que la ley actual le recorta ciertas movilidades porque si estos personajes hubieran echo esto hace 35 años atrás estos declaran hasta lo que no han echo.
Lo triste es que encima estos personajes se han reído de lo lindo de la ley, de la policía, de los padres ,en si de todos los ciudadanos de bien.
El cuerpo no ha parecido por ser el sistema con estos mierdas muy blandos, se que si les hubieran dado carta blanca a la policía estos sueltan donde está el cuerpo por huevos o ya saben lo que hay.
En fin este país está claro que cada dia salen más gentuzas de este tipo por todos los lados.
Saludos cordiales amigo C.S.Peinado.

C S Peinado dijo...

O canto da lúa, que bonito suena tu nombre en gallego, cada sociedad tiene lo que se merece, en éste caso Marta es el claro ejemplo, con todo lo que ha rodeado el caso, de lo que es y merece la sociedad que ha creado el sistema y las personas que de él se benefician.

Es triste pero no veo otra forma de comprender las ignominias e injusticias quenos sacuden día a día desde el ámbito judicial.

C S Peinado dijo...

Es lo que tiene nuestro sistema judicial, Carilu, que está anticuado, es obsoleto y verdaderamente no sirve para impartir justicia sino para reirse de ella. Eso si, si robas para dar a tus hijos de comer, darás con tus huesos en la cárcel por los siglos de los siglos, Amén.

C S Peinado dijo...

E..P.., encantado de teneros ya en familia, al final el CSPeinadismo va a ser algo contagioso y os voy a tener a todos comiendo de mi mano, Jajajaja, es broma.

Coincido contigo que la Ley del Menor ya nació herida de muerte, pues en lugar de aportar soluciones a una sociedad ya de por si enferma, a aportado más problemas dando rienda suelta a que cualquier niñato pueda amenazar y dañar a una persona amparándose en que no es penalmente responsable.

Considero que debe revocarse totalmente y poner en la balanza lo mismo a un niñato de doce que sabe que matar a alguien es algo malo que a cualquier delincuente mayor de edad.

Wittmann dijo...

Buenas C S Peinado.

¿Qué tal vas? Espero que todo mejor ahora que veo que retomas con fuerza tu actividad blogera. Me alegro por ello.

Yendo al fondo del asunto, no puedo sino mostrar mi más plena repulsa ante tal sentencia. Pero es que nadie le ha dado a los magistrados más elementos de juicio para fundamentar una mayor pena para los cómplices que, a la postre, se han salido con la suya y que en todo caso estaban amparados por una defensa que era conocedora del amparo que la Ley Penal de Menor les otorga. Lo cual viene a ratificar que hay que abolirla de raiz e instaurar una nueva y más represora de estas conductas. Es lo mínimo que les debemos a Marta del Castillo y a otras como Sandra Palo.

Y ello me permite traer a colación otra necesidad, esta de libro: una Ley de prensa, acorde con una moralidad ejemplarizante. No quiero (por egoista que pueda sonar) oir ni ver a estos elementos prodigándose por los programas esos que, como dices, todos conocemos despues de reirse del sistema policial y judicial durante años y, por ende, en la cara de todos y cada uno de los ciudadanos de bien. No es tolerable.

Un saludo.

C S Peinado dijo...

Pues aquí seguimos Wittmann y casi que estaba ya echando de menos tu presencia, jejeje.

Los jueces han hecho su trabajo, bien o mal pero lo han hecho. La policia de igual modo ha hecho su trabajo, mal o bien, pero tambien lo ha hecho. Ese es el problema del funcionariado español. Las cosas se hacen, bien o mal, pero se hacen y después surgen éstas situaciones aberrantes.

Ley del Menor, Enjuiciamiento, procedimientos, código penal, todo está mal, todo va quedando en evidencia y todo va dejando una estela a rancio y podrido que, de ningún modo podemos permitir que se extienda cómo ciudadanos responsables y preocupados que soy.

Deja que algo se eche a perder sin corregirlo es certificar que estamos de acuerdo con esa deplorable situación.

Maribeluca dijo...

Esta legislación tan permisiva y en exceso garantista anima a delinquir, resulta intolerable que las víctimas además de su dolor, sean escarnecidas por la propia Justicia.

Cadena perpetua, ya.

C S Peinado dijo...

Cadena perpetua sin posibilidad de revisión, Maribeluca. El problema es que una pena de esa índola precisaría de un sistema judicial lo suficientemente responsable y que no sea tan proteccionista en unas ocasiones y tan dejado en otras.

La asunción de responsabilides es algo que no se contempla en nuestro país y eso debe de cambiar.

Viriato Veton dijo...

¿De qué nos sirve la formación si no somos capaces de cambiar lo que ocurre? ¿De qué nos sirve la formación si carecemos de la tensión espiritual que nos proporcione el impulso necesario para emprender la regeneración?

Si admitimos que el espíritu de un hombre determina su vida y que el espíritu de una nación determina su destino, deberemos concluir que nuestro espíritu está en horas realmente bajas.

http://circuloviriato.blogspot.com.es

Darle Caña a ésto: