lunes, 23 de enero de 2012

Sociedad versus Internet.

Tengo vista la película "V de Vendetta" unas cuantas veces. Asímismo tengo leido la mágnifica novela gráfica de Alan Moore unas treinta veces y, cómo en toda obra de culto que se precie, en cada nueva lectura se encuentran, reconocen y descubren nuevos detalles que magnifican la ya de por sí grande creación a la que me refiero. Huelga decir o describir la trama mil veces sabida por los que nos meneamos por estos lares internéticos, pues su trama es aplicable, en todo, a lo que la Red supone cómo descubrimiento y revolución. Si en "V de Vendetta" el protagonista luchaba contra las imposiciones de una dictadura ficticia radicada en el Reino Unido, hoy los internautas luchamos contra una dictadura real radicada a medio camino entre el ciberespacio y la realidad más pavorosa. Lo gracioso es que en la realidad una persona puede ser procesada, en el ciberespacio esa misma persona puede provocar una reacción cataclísmica.

Leyes reales para un mundo virtual.

Los gobiernos siempre van a una velocidad muy inferior a la del pueblo. Por eso, si bien las necesidades de los políticos siempre están cubiertas por su continuo trapicheo y mangoneo de lo público, las necesidades de aquellos a los que se suponen que sirven y de los que se aprovechan, están siempre un paso por delante de lo que la tediosa burocracia es capaz de aprobar. Es por ello que en casos cómo las Leyes que afectan a internet están obsololetas nada más ser aprobadas, porque mientras el Estado mete primera para empezar a regular, los internautas y usuarios de nuevas tecnologías ya han metido quinta y están muy lejos de lo regulado, en otras galaxias lejanas y muy distantes del universo regulador que el Estado quiere imponer. Dicho en plata, una ley regulatoria se queda inutil porque a aquellos que pretende regular, Internet en éste caso, evoluciona mucho más rápido que las ganas de trabajar de sus señorias.

No es malo por otro lado que ésto sea así. El mundo no progresa por los políticos, sino por quienes aportan soluciones a las necesidades humanas. Y éstas necesidades pasan inevitablemente y hoy en día por Internet. Esa cosa que, para esos políticos anclados en la Guerra Fría, hace posible la comunicación en tiempo real y de modo gratuito entre cualquier punto del Globo y permite asímismo intercambiar datos, archivos y conversaciones. Supongo que eso lo saben, por lo que saben que cualquier cosa suceptible de meterse en un ordenador puede viajar por Internet y francamente, evitar que eso no pase es, hoy por hoy, con la generación de jóvenes más preparados a nivel tecnológico de la Historia, imposible. De ahí que la contestación a cualquier intento de regulación, parcelación o fracturación de internet sea respondida de manera inmediata con lo más eficaz que hay, la publicación de informaciones que sus propietarios no desean que salgan a la luz.

Anonymous en lucha.

La promulgación de la SOPA, de la PIPA y de la SINDE, no hacen sino demostrar cual inutil es la lucha gubernamental por intentar cercar los derechos de autor en un mundo donde la privacidad hace muchísimo tiempo que dejó de existir. El pago por ver determinados contenidos queda circunscrito a personas muy noveles e ignorantes y la verdad, quien se interna en internet con intención de descubrir, no sólo descubre, sino que aprende y se acopla a una nueva raza de seres que son lo más perseguible e ilegal de cara a los reguladores estatales. Anonymous, cómo conjunto de hackers y crackers, está demostrando categóricamente lo obsoleto que ha quedado el mundo real en el que aún se mueven las discográficas, las fuerzas de seguridad y por supuesto, los artistas que pretenden seguir teniendo su limbo económico a costa de unas autoridades que representan no sólo a los intereses del lobby, sino a todos los contribuyentes.

Es por ello que la repercusión que está teniendo el cierre de Megaupload no haga sino crecer la fuerza de ese grupúsculo desconocido y a la vez familiar que supone Anonymous. Se erigen de manera sutil en defensores, sin haber sido elegidos por nada y sin necesidad de serlo, en defensores de un modo de vida que va más allá de las puertas al campo que los gobiernos nos van a imponer cómo metodo represivo en lo que a Internet se refiere. No sólo tienes que pagar por tu conexión, tienes que ver lo que ellos te dejen ver y por supuesto, pagar por todo lo demás. La respuesta al intento de cerrar un espacio que por definición está abierto ha sido colgar datos del Director del FBI y la discografía completa de Sony en red. Con ello queda iniciada una conflagración en el que el enemigo del poder no está a la vista y por tanto nos situa a todos, a cada uno de los que tengamos un acceso a internet en alistamiento en una Guerra que se prevee larga y de consecuencias impredecibles.


Cuidado ya está aquí la Tercera Guerra Mundial...

Parafraseando la canción de Sabina, la Tercera Guerra Mundial tenía que llegar más tarde que temprano y se libraría no con armas convencionales sino con el poder de la mente. Una mente global que no entiende de paises ni de fronteras y que deja claro que cualquier terminal, cualquier pda, tablet o móvil es un acceso a un campo de batalla virtual, en el que la munición son datos y claves y la única forma de sobrevivir es estar unidos en un frente inmenso de personas que entienden la libertad cómo poder caminar por el ciberespacio sin más cortapisa que la propia autorregulación. Las cosas no son siempre lo que parecen y, en éste caso, internet no es sólo un entretenimiento, es el punto de inflexión sobre el que pivota una serie de cambios radicales que dejaran un mundo obsoleto y estático atrás y lo cambiaran de manera brutal por un mundo en constante revolución en cual, quien quede fuera estará irremisiblemente perdido. Es hora de decidir en que bando queremos estar.

Si deseas comunicarte conmigo, agregar algo a éste artículo, exponer tu opinión en privado o sugerirme temas sobre los que hablar no dudes en ponerte en contacto conmigo a través de churre_s_peinado@hotmail.com. Gracias.

19 comentarios:

Rafa Hernández dijo...

Yo no sé si estará próxima o no la Tercera Guerra Mundial, pero el asunto cada vez está más revuelto en todos los sentidos en general. Ahora ya sólo nos faltaba la ley SOPA. Esto está más liado que el moño de una gitana, con perdón para con tan noble etnia. Pero bueno al morenito de Obama ya le dieron el Nobel. Saludos C S Peinado.

E..P.. dijo...

Yo no entiendo mucho de estas cosas de legislar,imponer,y toda esta parte de negocio de ciertos personajes crean leyes para tener sus propios beneficios.
Veo esto amigo C.S.P. como una forma de recortar derechos y libertades.
Estamos ya suficientemente controlados por internete y estos mundos de Yupi del SGAE,SOPA,PIPA,SINDE y toda la madre que les parió saca dineros y buitres del contribuyentes. Estas mafias legales lo que tienen que hacer es dejar al personal tranquilo y que si quieren vivir del cuento que se busque la vida pero no al buitreo y a la represión.
Yo lo veo así.
Bajarse pelis y música gratis es lo que les duele a todos estos mafiosos
Internet tenia que ser gratuito para todo el mundo y no para enriquecer a vagos y poderosos.
Saludos amigo C.S.Peinado.

mariam dijo...

Que articulo mas bueno Cspeinado,la verdad es que cada dia estamos mas aislado en un mundo cada vez mas controlado,donde la excusa a veces se convierte en insulto.
Un saludo.

Trecce dijo...

Que los políticos y sus leyes van a remolque, tarde, mal y nunca, es un mal que siempre ha sido así, pero ahora, a la velocidad que va el mundo, la cosa ya resulta sangrante.

Leonor dijo...

Buenos días:
Yo en su momento vi la película "V de Vendetta", y aunque sea una obra de ciencia ficción, no cesa de ser preocupante, es como un preámbulo de lo que nos puede pasar si la mayor parte de la sociedad sigue dormida.
Debemos tener en cuenta que empezarán así, pero una vez que tomen carrerilla... ¡ya nos podemos agarrar bien los machos!
¡Saludos!

Maribeluca dijo...

No simpatizo con hackers ni con ilegales como Anonymous o Wikileaks, pero tampoco con los monopolios ni con con esa excusa para conculcar otras libertades.

Están matando moscas a cañonazos, tendrán que buscar un equilibro que satisfaga a la mayoría y no sólo a los titiriteros hollywoodienses.

María dijo...

Estoy con Maribeluca, no simpatizo con ninguno de los dos "bandos".

Besos

Wittmann dijo...

Buenas C S.

Muy interesante esa reflexión final de tintes bélicos. Y es que, acontezca o no dicho enfrentamiento, lo único cierto es que así se debe plantear porque, como en el curso de todas las batallas de la Historia, detrás siempre hay algo más que dos simples bandos. Me explico. Cierto es que el apresamiento de la cúpula de Megaupload ha constituido para las autoridades una patada en la puerta de entrada a ese mundo llamado Internet, técnica a la que recurrirán a menudo ahora que está sentado el precedente y que si no da resultados siempre quedará la "inocente" televisión como medio de control. Ya en estos días, al respecto del caso Megaupload se está notando, con esa imagen que intentan dar de sus directivos como miembros del Eje del mal cuando en realidad son lo que se ve: personas normales. Pero, al margen del medio de manipulación, lo que en suma nos estamos jugando es la libertad de pensar libremente y poder hacerlo sin injerencias. Es en este aspecto nuclear en el que, creo, nadie debería permanecer indiferente y, menos aun, los que nos preciamos de ejercer esa libertad de conciencia.

Un saludo.

Lobo Solitario dijo...

Nuestros políticos (los españoles) no han superado la guerra civil; lo de la guerra fría les suena a película y la caida del muro de Barlín a cuento surrealista para niños.
Desgraciadamente (dándote la razón en que el pueblo e internet van muy por delante) su poder es férreo... ¡No se si apostar o no!... Y eso que tengo muy claro mi bando.

Wittmann dijo...

Buenas de nuevo.

Como me lo habías comentado en mi blog, te comento que hoy por La 2 a las 22:00 ponen "El desafío de las águilas". No sabía de otra forma de comunicártelo, por lo cual me disculpo.

Un saludo.

C S Peinado dijo...

Rafa, al final veremos esos pedazos de misiles americanos lanzados por los hackers que, cómo hemos visto tienen bastante más tablas que el FBI. No sé si veremos tal cosa o me estoy montando la película, pero la cosa pinta rara y por rara me entiendo que mal.

C S Peinado dijo...

E..P.., internet es un arma tan poderosa, cambiante, evoluciona tan rápidamente y es tan imprevisable, que regularlo es prácticamente imposible. Además, cómo en el caso de Megaupload, cualquier acción de fuerza se ve contestada de manera rápida y contundente y, amigo, hoy por hoy, todo está conectado a internet... todo.

C S Peinado dijo...

Eso es lo que hay que cambiar mariam, ese concepto de que sómos criminales y de que hay que poner puertas al campo... sino, mal la llevamos.

C S Peinado dijo...

Trecce, por ese motivo los que debemos marcar el ritmo sómos los usuarios de internet y de las nuevas tecnologías y no los gobiernos que viendo lo incontrolable que se hace la situación intentan cercenar nuestros derechos y libertades aumentando nuestras obligaciones.

C S Peinado dijo...

Completamente de acuerdo contigo Leonor. Hasta ahora todo lo que hacen los gobiernos es tantear al pueblo para ver cómo en un determinado momento puede reaccionar.

Veremos cómo reaccionan los internautas, aunque de momento ya se han visto cómo se van recuperando las P2P en el trasiego de archivos. el que no se consuela es porque no quiere.

C S Peinado dijo...

Maribeluca, lo que está claro cristalino es que no se pueden poner puertas al campo y nuestrso queridos gobiernos no pueden detener una tendencia mundial.

Pueden intentarlo claro, pero en éste tema, cualquier movimiento erróneo es consustancial con el fracaso y muy contraproducente. Al fin y al cabo, a los mismos que persiguen son aquellos que les votan.

C S Peinado dijo...

Pero de alguno hay que participar, María... Y creo que no será del político, pues de ese recibimos muchos padecimientos pero poco más.

C S Peinado dijo...

Es un precedente grave que les puede estallar en las narices pues, por primera vez en la Historia, se enfrentan a un ejercito de personas normales, sin grandes fortunas, que viven a través de internet y que son capaces de unirse a traves de la red para luchar contra un enemigo común, Wittmann. Por primera vez pueden salir, no derrotados sino muy muy atravesados.

No pude ver la peli, pero tranquilo, en la Sexta 3 la reponen cada dos por tres.

C S Peinado dijo...

Lobo, incluso el acero se puede derretir con la temperatura y la presión adecuada. En éste caso hablamos de gobiernos que se sostienen de personas que a su vez son internautas... Es arriesgado tocarle las pelotillas al pueblo enn según que cosas... Puede salir el gato, gata y darte con la pata.

Darle Caña a ésto: