sábado, 28 de septiembre de 2013

La Cabeza de Boabdil.

Foto de Internet. Se empieza desencadenando al moro...
Hace tiempo que uno quería dedicarle un artículo a esa base de perdición del Estado occidental que se supone que nos ha costado quinientos años en construir y que nos vamos a cargar, vía moraco, en menos de cincuenta años. Más o menos cómo el resto de Europa. Una especie invasiva y ruín, perniciosa y tóxica y no exenta de caradura que, en el nombre de la Tolerancia y la Igualdad que no se aplican así mismos, van recabando apoyos, escalando posiciones y ganando pequeñas batallas en lo que se consideraría naderías pero que, en conjunto, suponen la Reconquista, pero al revés, de abajo a arriba, de forma silenciosa y con una sonrisa falsa que más será nuestra perdición que entendimiento serio y sincero. Ya lo dijo el Coronel Gadaffi y no se equivocaba. Ellos nos conquistaran sin disparar un sólo tiro. Sólo tienen que ir aprovechándose de nuestras leyes y su superior capacidad demográfica. El resto es paciencia y ver cómo Occidente se debilita en su propia complacencia.


Escudos con el Moro encadenado.

Hace unas semanas que quería escribir algo sobre todo lo que el árabe medio, más comúnmente moromierda, está haciendo por nuestra sociedad. En sí, ninguno de ellos puede hacer nada bueno pues su religión no es integradora sino exclusivista. Ahora mismo más de mil estarán pensando que sóy un retorcido xenófobo y, al igual que valoro en positivo las culturas hispánicas, aborrezco con toda mi alma una especie, la musulmana que, en recíproco me odia a mi por ser occidental, cristiano y gozar de una libertad que no garantiza un libro cómo el Corán. Ahora mismo, mientras lee éste artículo, miriadas de éstos parásitos se mueven por los Asuntos Sociales de toda España consiguiendo, es fácil de comprobar, alimentos, vivienda, libros de texto, ropa y renunciando a trabajar con una nómina pues es evidente que se gana mucho más trabajando en negro, aprovechándose de todas las dádivas que el Estado otorga y que éste financia con nuestros impuestos.

Quizás lo que me haya motivado a soltar las puyas que llevo dentro contra esos seres que reivindican la Libertad de Cataluña o su propia igualdad de culto ( Que no es tal, sino que no están contentos hasta que su Fé está por encima de todas las que haya en el lugar donde se ubican) mientras encierran a sus mujeres bajo un Burka o el Niqab, que masacran cristianos con la misma facilidad que caradura tiene de ir a llenar el carro en Cáritas mientras el machomen de la familia está ganando en negro en cualquier trabajo o que te miran con condescendencia seguros de que nuestro tiempo ha pasado y que el Mundo tiene que irse preparando para una nueva era de Oscurantismo basado en los ideales del pederasta Mahoma, es el hecho de que nuestros Ayuntamientos vayan plegándose a los deseos de las comunidades muculmanas que lejos de integrarse están plantando cara a un sistema buenista que se cae, evidentemente a pedazos. El hecho de quitar el cadenón a la imagén heráldica de Mahoma sita en muchísimos escudos de poblaciones andaluzas es un síntoma de que ni orgullosos de nuestra Historia estamos.

No más, pero tampoco peor.

El hecho tácito no es quitar o dejar el cadenón. Es abrir la caja de los truenos. No hace demasiado tiempo que en algún lugar, en algún instituto, el islamismo consiguió doblegar al consejo escolar y que los adornos de Navidad no se pusieran por ofender la religión de dos o tres de esos vectores estratégicos que, con suerte, reventaran en Afganistán y sin suerte lo harán por aquí, en cualquier tren de España. Señores. prefiero mil negros subsaharianos en los semáforos que además no van llorando por todos los Servicios Sociales del país que esa especie que se nos está colando con la única consigna de exterminarnos. El que me acuse de ignorancia ya sabe que pienso, el que lo haga de xenofobia sólo deseo que vaya a predicar a la Franja de Gaza y el que lo haga de cualquier otra cosa le diré que estoy en mi país, que no pienso ceder un ápice y que si hoy le han quitado la cadena a Boabdil de los escudos, el día de mañana veremos, por gracia de la Heráldica, algún cristiano decapitado.

Si deseas comunicarte conmigo, agregar algo a éste artículo, exponer tu opinión en privado o sugerirme temas sobre los que hablar no dudes en ponerte en contacto conmigo a través de churre_s_peinado@hotmail.com. Gracias.

16 comentarios:

Javier Tellagorri dijo...

Completamente de acuerdo con todo lo que dices. El asunto no tiene vuelta : o se les para o en 40 años Europa será una Gran Mezquita.

Agustin dijo...

La suerte esta echada y la unica salida serian potentes partidos,como el Frente Nacional de Francia,o el Partido por la Libertad de Geert Wilders en Holanda,ellos si saben como luchar contra esta invasion de sarracenos,un saludazo,

José Luis Valladares Fernández dijo...

Esta si que es la reconquista de los sarracenos, y lo hacen de una manera más efectiva que si vinieran tirando tiros. Cataluña ya está prácticamente invadida y poco a poco se van haciendo con toda España.

Perdóname. Escribiste un comentario a mi entrada de ayer (INCONVENIENTES DEL SISTEMA AUTONÓMICO)y, por una mala maniobra cuando entré borré sin querer el tuyo y otros tres más.
Si quieres puedes repetirlo y yo lo incluiré gustosamente

Un abrazo

Maribeluca dijo...

Sencillamente una claudicación bochornosa que además no ha ocasionado el menor revuelo y ha pasado bastante desapercibida, me resulta indignante

Doramas Doramas dijo...

Aqui todo es claudicar, pero ellos no se adaptan a nada. La muestra la tenemos en el nuevo Parlamento Aleman, donde los moros han entrado con fuerza. A nosotros con 15 o 20 años mas, todos de rodillas ante el islam.
¿Una cadena?, un millon de cadenas les ponia yo.

Herep dijo...

Buena entrada sobre uno de los mayores engaños que se están produciendo en Occidente: el timo de la Alianza de Civilizaciones, el nuevo y suicida Caballo de Troya de nuestro tiempo.

C S Peinado dijo...

Javier, por más que hablentemos al viento, la cosa parece que no cala. Las verdades son incómodas y la población se encuentra demasiado manipulada mentalmente cómo para darse cuenta del peligro real que corre nuestro estilo de vida y todo lo que lo rodea si el moro consigue hacerse fuerte en Europa. Justo lo que le vamos facilitando.

Chafachorras dijo...

Se comienza quitando la cadena al moro y se termina encadenándose a él.

C S Peinado dijo...

Agustin, enciman se preguntan cómo puede ser que en paises, cada vez más maltratados por los musulmanes, se vayan haciendo más fuertes a cada segundo que pasa, partidos de ultraderecha...

C S Peinado dijo...

Jose Luís, sómos peregrinos en un país cada vez más paganizado... Me pasaré por tu blog y dejaré otro artículo, tranquilo, que no me lo tomo a mal. Un error lo tiene cualquiera.

C S Peinado dijo...

Maribeluca, así, a la chita callando, nos van haciendo lenta pero inexorablemente la cama para meterse, primero con nosotros y después largarnos dios sabe a donde. Cada pasito que claudiquemos es uno que avanzan ellos.

C S Peinado dijo...

Doramas, ellos anduvieron por aquí siete siglos, llevamos cinco de limpia y vuelven por sus respetos. Normal en la claudicación que supone el dar unos derechos a quienes sólo quieren imponernos obligaciones... Tiene que lloller mucho aún antes de vernos sometidos y entonces comprobaremos que, efectivamente, la cagamos de pleno dándoles derechos y no obligándoles a adaptarse por y para todo.

C S Peinado dijo...

Herep, y sin embargo, por mas que lo grites a los cuatro vientos, lo único que obtienes es el apelativo de racista, extremista, xenófobo... Es lo mismo que incitar a tener relaciones sexuales con alguién que tiene el VIH... Sabes que te va a tocar, si o si.

C S Peinado dijo...

Chafachorras, con esa cadena que algunos le han quitado veremos sujetas nuestras voluntades a un destino que no queremos...

Al tiempo...

ramrock dijo...

Yo me limito a decir la misma frase de siempre y por la cual hasta han amenazado con denunciarme: "EL ISLAM DEBE SER ERRADICADO TOTALMENTE DE LA FAZ DE LA TIERRA".

Y al que le moleste o duela, que se tome un analgésico. Los genéricos van económicos esta temporada.

STOP ISLAM.

EL MEJOR CORÁN, UN CORÁN EN CENIZAS.

Ivan Entusiasmado dijo...

Después de viajar por países musulmanes, y ver el respeto que nos tienen: ninguno.
Después de viajar por países musulmanes y ver la nula tolerancia hacia lo que no prescribe su religión.
Después de leer las palabras del Corán contra los infieles.
Después de ver una y otra vez el terrorismo que promocionan.
No puedo sino decir que la lucha contra el Islam es una batalla en marcha.
A muchos les pilla dormidos, y por su falta de valor y de carácter, estamos perdiendo esa guerra.
ESpero sin embargo que eso no sea siempre así.
Un saludo.

Darle Caña a ésto: